Blog

Quién traduce documentos oficiales

Si alguna vez has tenido que traducir un documento oficial para que tenga validez en otros países, es posible que te hayas preguntado quién traduce los documentos oficiales. Pues bien, en este post vamos a contarte qué es un documento oficial, una traducción oficial o quién se encarga de traducir este tipo de documentos, entre otras cosas. ¡Sigue leyendo para saber más!

Qué es un documento oficial

Cualquier documento público o que, por su procedencia y contenido, esté destinado a procesos administrativos o judiciales, es denominado “documento oficial”. Por tanto, son documentos oficiales los que requieran o expidan organismos oficiales, administraciones públicas, así como órganos e instituciones académicas. 

Que es una traducción oficial

La traducción oficial es aquella que acredita que la traducción se ha realizado de manera fiel y exacta al documento original, sin modificaciones u omisiones de ningún tipo, incluyendo la traducción de apostillas o sellos. Por ello, es imprescindible que el documento original cuente con todas las legalizaciones y apostillas que se requieran con anterioridad a la traducción. 

El objetivo es que la traducción oficial resultante tenga la misma validez legal que el documento original. 

Quién traduce documentos oficiales

Los documentos oficiales deben ser traducidos por traductores jurados, que serán aquellos acreditados oficialmente. En España, el organismo encargado de conceder el título de traductor jurado es el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación.

El Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación periódicamente publica una lista de los Traductores-Intérpretes Jurados nombrados por el Ministerio, indicando el idioma o idiomas para cuya traducción hayan sido habilitados. En InterTradoc contamos con traductores jurados en numerosos idiomas con el objetivo de ofrecer un servicio de calidad adaptado a las necesidades de nuestros clientes. 

Para conseguir el título de traductor jurado y, por tanto, estar capacitado para la traducción de documentos oficiales, el traductor debe superar un examen que el MAEC convoca anualmente o, en caso de haberse conseguido una cualificación análoga en otro país de la UE o el EEE, aportar la documentación necesaria que lo acredite. 

Validez de las traducciones oficiales

En España, para que una traducción cuyo origen o destino sea el español cuente con carácter oficial, debe contar con la firma y sello de un traductor jurado acreditado por el MAEC. Así lo establece el Reglamento de la Oficina de Interpretación de Lenguas del Ministerio de Asuntos Exteriores, que en su artículo 6 apartado 1º señala lo siguiente:

“Las traducciones e interpretaciones de una lengua extranjera al castellano y viceversa que realicen los Traductores/as-Intérpretes Jurados/as tendrán carácter oficial, pudiendo ser sometidas a revisión por la Oficina de Interpretación de Lenguas las traducciones cuando así lo soliciten las autoridades competentes.”

Qué documentos requieren una traducción oficial 

Los documentos que se presentan para un trámite oficial deberán estar escritos en el idioma oficial del país al que se destina el documento. Es por ello que, cuando el documento que se presenta está en un idioma diferente al oficial, éste requiere una traducción oficial. 

Por norma general, la traducción oficial es exigida por los organismos públicos y oficiales, si bien también existen entidades privadas que pueden solicitar la traducción oficial para algunos documentos y trámites. 

Algunos documentos que requieren traducción oficial son:

  • Documentos y certificaciones académicas, como títulos universitarios, de formación o Máster, diplomas o expedientes. 
  • Certificado de nacimiento.
  • Certificado de defunción.
  • Testamentos y fideicomisos.
  • Certificado de antecedentes penales.
  • Certificado de matrimonio.
  • Documento Nacional de Identidad. 
  • Libro de Familia.
  • Pasaporte.
  • Permiso de conducir.
  • Permiso de residencia (en caso de ser extranjero).
  • Nacionalidad (en caso de ser extranjero).
  • Documentos para trámites de adopción (para niños extranjeros).
  • Contratos.
  • Informes médicos.
  • Informes periciales y pólizas.
  • Sentencias y decisiones judiciales.

Generalmente, la administración o institución destinataria será la que solicite la entrega de la traducción oficial de los documentos en el idioma oficial del país. No obstante, siempre que se vaya a entregar documentación administrativa o jurídica en un idioma diferente al del país al que va destinado el documento, es aconsejable consultar a la institución si se requiere una traducción jurada para, en caso afirmativo, contratar un traductor jurado que realice el servicio. En caso de que se requiera una traducción pero no sea necesario el sello del traductor jurado, se podría solicitar una traducción convencional. 

En algunas ocasiones, existe la posibilidad de que el organismo que requiere la traducción oficial del documento requiera además su legalización. En este caso, se puede presentar el documento original legalizado y la traducción jurada en el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación para legalizar la firma del traductor jurado, o bien, legalizar la firma ante notario, añadiendo la apostilla de La Haya si el documento va destinado a un país participante del Convenio de La Haya. En caso de que el país destinatario no sea firmante del Convenio de La Haya, habrá que consultar la vía de legalización, ya que será diferente en cada caso. 

Si quieres realizar una traducción jurada de tus documentos, ponte en contacto con InterTradoc. ¡Te esperamos!

Written by

The author didnt add any Information to his profile yet

Abrir chat
Powered by