Blog

brexit-2070857_960_720

¿QUÉ PASA DESPUÉS DEL BREXIT?

(Artículo 1 de 3)

Aspectos generales

Una de las grandes noticias en los últimos tiempos ha sido la decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea, el llamado Brexit. En este artículo queremos arrojar algo de luz sobre este tema y comenzar una serie de artículos sobre cómo puede afectar el Brexit a los británicos que viven en España y a los españoles que viven en el Reino Unido.

Comenzaremos abordando el tema de manera general y seguiremos aportando detalles de interés sobre los diferentes trámites a realizar de cara a esta salida del país de la Unión Europea.

El 23 de junio de 2016, los ingleses votaron a favor del llamado Brexit, es decir, la salida de Reino Unido de la Unión Europea. A menos de dos meses de cumplirse un año de la fecha en la que muchos quedamos sorprendidos por el resultado del referéndum, y tras producirse un cambio de gobierno – ahora encabezado por Theresa May – parece que el proceso de salida se pone finalmente en marcha.

Muchos son los interrogantes y dudas que aún surgen al respecto, tanto en el seno del gobierno de la Unión Europea como de los propios ciudadanos que habitan las Islas Británicas – ya sean originarios, venidos de cualquier parte del mundo o de países como España.

Petición de salida formal

La primera acción protocolaria del gobierno británico relacionada con su salida de la Unión Europea ha sido comunicar a Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo, su decisión de activar el artículo 50 del Tratado de Lisboa que describe el proceso de salida de uno de los estados miembro de la Unión y que da un plazo de dos años a las dos partes para alcanzar un acuerdo. Sin embargo, el proceso de negociación no se iniciará hasta finales de abril y está por ver si, tras este periodo, los 27 miembros de la Unión dan su consentimiento para prolongar las conversaciones en caso de no alcanzar un acuerdo satisfactorio.

Algunos expertos tienen dudas respecto a si será posible negociar una salida en tan solo dos años, por lo cual insisten que es posible que el proceso pueda alargarse entre cinco y seis años, siempre que ningún miembro se oponga a ello.

Los detalles del acuerdo

La verdad es que aún hay muchas incógnitas sobre cómo se va a realizar la negociación del acuerdo ya que falta por ver cuál será la actitud que adoptará el Reino Unido respecto a sus intereses: si se mostrará duro e impenetrable, o si aceptará las condiciones que la UE le exija en cuanto a libre circulación de personas, servicios, capitales y bienes. Todo ello con un solo objetivo: poder seguir formando parte del mercado único aunque se encuentre fuera la Unión como estado miembro.

Eso sí, el principal objetivo de la Unión Europea en este proceso de negociación es dejar claros los términos del mismo y, a continuación, negociar el tipo de relación que se establecerá entre ellos. Por supuesto, uno de los términos más importantes es asegurar los derechos de todos los ciudadanos europeos que residen en Reino Unido, entre los que se encuentran también muchos españoles.

En términos económicos, la Unión Europea también quiere luchar para garantizar la continuidad de los programas que se financian con fondos europeos y en los cuales también participa Reino Unido como Estado Miembro. No obstante, parece que los británicos contemplan esta cuestión como secundaria ya que quieren dar prioridad a otros aspectos más importantes.

Las consecuencias del acuerdo final para España y el resto de miembros de la UE

Lo que queda claro es que salir de la Unión Europea no le va a salir gratis al Reino Unido. Según Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea, es muy posible que la factura ascienda a 60.000 millones de euros – unos fondos con los que el país británico ya se había comprometido como miembro de la Unión para el pago de pensiones a funcionarios europeos, inversión en proyectos científicos, infraestructuras y otras inversiones.

Del mismo modo, también habrá que ver cómo cubren el resto de Estados Miembros el vacío que dejará Reino Unido en los presupuestos europeos. Y es que lo que ya empieza a ser evidente es que las relaciones comerciales y financieras se verán afectadas para ambas partes. Hoy por hoy, las exportaciones británicas a la UE significan el 44 %, mientras que para la Unión Europea las exportaciones hacia las Islas ascienden hasta un 53 % – cifras que se podrían ver claramente alteradas como consecuencia del Brexit, al igual que los empleos de la City, con un descenso estimado de unos 100.000 puestos de trabajo.

Por su parte, España podría convertirse en la octava economía más afectada por el Brexit. Actualmente sus relaciones económicas con Reino Unido tienen un valor de 55.000 millones de euros anuales y con una facturación en materia de exportación que ascendió hasta 18.231 millones de euros en el año 2015. Además, también estaría por ver cómo afectaría el capital español invertido en empresas británicas y el capital británico en empresas españolas.

Sea como sea, y en caso de no alcanzar un acuerdo beneficioso para ambas partes, el Reino Unido podría abandonar la Unión con las manos vacías viéndose afectadas, muy posiblemente, sus vías de comunicación y de provisión de combustible. Es por ello que, en los próximos meses e incluso años, deberemos estar muy atentos a todas aquellas noticias que nos lleguen sobre este particular y complicado proceso de negociación.

En nuestro siguiente artículo hablaremos sobre cuál es el proceso que deben seguir los británicos actualmente para obtener el permiso de residencia termporal y cómo acceder a la sanidad y al cobro de pensiones en España  y cómo puede verse afectado en el futuro. ¡No te lo pierdas!

Written by

The author didnt add any Information to his profile yet